NADA FUE POR CASUALIDAD

Compartir

El martes 18 de septiembre de 2018, se realizó el debate de control político al Ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, cuyo objeto era evaluar su actuación en un proyecto que se ideó siendo Ministro de Hacienda y luego capitalizó montando su propia empresa , para enriquecerse rápidamente, mediante una leonina intermediación financiera que esquilmo a 117 municipios de los más pobres del país, los llamados categoría 6. Los endeudó por 19 años, las obras de agua y saneamiento básico en la mayoría de municipios no se realizaron y buena parte de los recursos solo sirvieron para que algunos alcaldes despilfarraran los dineros públicos, se enriquecieran a los prestamistas con intereses de usura, a los estructuradores del negocio y por su puesto , al Ministro Carrasquilla y su socio el viceministro Florez, representante legal de la firma internacional en Colombia con sede en Panamá . En términos de evaluación de una política pública , un fracaso redondo y rotundo. Los términos del debate de citantes y voceros de partidos alternativos, argumentaron de manera solvente, sobre el entuerto montado con los llamados bonos de agua, en donde se transgredieron normas básicas de análisis financiero, principios éticos y normas disciplinarias por parte del Ministro Carrasquilla y sus socios, para enriquecerse a costa de los pingües recursos de municipios necesitados y pobres. Hubo suficientes argumentos por parte de citantes y voceros de la bancada alternativa , que demostraron en la línea del tiempo del negocio , como el Ministro Carrasquilla aprovechando su posición dominante y haciendo uso de la información privilegiada que le otorgaba su cargo, se convirtió en artífice de un negocio para lo cual monto una empresa y triángulo el flujo de recursos en el paraíso fiscal de Panamá . Todo un tinglado delincuencial para evadir controles de los organismos de control de Colombia. Nada quedo sin prever , o como dijo el Senador Verde, Sanguino, nada ocurrió por casualidad . Fue una maniobra pensada y planificada para no dejar cabos sueltos, en una operación financiera de los llamados fondos buitres que revoletean sin ninguna clase de escrúpulos sobre sus victimas . Con los argumentos presentados, se presuponía que el Senado tuviera un momento de sinderesis y valorara de forma desprevenida los argumentos presentados para solicitarle al Ministro, en un acto de decencia básica con el país , que ante el fracaso y dolo de su iniciativa empresarial, diera un paso al lado . Sin embargo, lo que vimos los televidentes, fue una defensa mediocre de una casta política acostumbrada a la corruptela normal de los grupos políticos en el poder. Escuchar argumentos del nivel de la » varita mágica», me recordó al mago de Cien Años de Soledad y más aún, cuando algunas señoras que ofician de Senadoras y otros Señores que las imitan, pedían que el señor de la » varita mágica», salvara al país de la crisis actual que ellos mismos han creado con sus asaltos al erario público. Les pareció normal y un gran acierto, la maniobra torcida del Ministro, les pareció una gran » genialidad » timar a los municipios que hoy se quedaron con la deuda y sin las obras . Abundaron los defensores del Ministro, en presentar la hoja de vida del señor de la varita mágica , lo ensalzaron al punto que el Ministro soltó la frase de la noche : » he sufrido mucho estas dos semanas, y me siento incómodo en este congreso «. Pasó de victimario a víctima producto de los pases mágicos de sus mediocres defensores de oficio, que no se percatan que los bonos de agua o bonos Carrasquilla, fueron un rotundo fracaso. Los argumentos juiciosos de análisis financiero, éticos y disciplinarios que citantes y bancada alternativa presentaron para evidenciar el dolo y el fracaso, se estigmatizaron como obra de una persecución ideológica y lo peor, los defensores del Ministro, consideraron en tono lastimero, que el hombre de la varita mágica, el Ministro Carrasquilla, debe sacrificar sus negocios y seguir guiando los destinos de las finanzas públicas de este país, que como se sabe, sobrevive por los » otros » dineros que entran justamente por Panamá . Bien lo dijo, el Senador Sanguino en el debate, lo ocurrido con los bonos de agua , el timo a los 117 municipios y el enriquecimiento fast track del Ministro no fue por casualidad.

Gustavo Zarate C. Economista y Magister

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: